El mirador…

Fotografía by Cruz del Sur

La fotografía fue tomada al finalizar el verano.

Ese día observé detenidamente la construcción y arquitectura de ese mirador.

Físicamente era, es…, pero además…, parecía ser el límite de algo y al mismo tiempo un lugar para poder divisar desde allí un lugar que yo ya conocía…

Los vientos de otoño en mi región llegaron desde el sur lejano…, como si en ese lugar naciese el viento…, y luego del viento,  el otoño…, más tarde el invierno…

Hace unos días que la vida me puso a prueba…, así fueron pasando los días…, me encerré como si estuviese en ese mirador…

Con un límite para poder ver…

No podía ver más allá…, de lo que yo deseaba ver…

Medité…, reflexioné…, después pasaron los días…
Ahora puedo comenzar a divisar…, así podré ver…, quizás hasta los lugares más lejanos, allí hasta donde mi vista pueda llegar  y un poco más…

Cruz del Sur

 

 

18 Respuestas a “El mirador…

  1. La vida te ha puesto a prueba, eso me dejo un poco preocupada, efectivamente cuando estamos en medio de la tormenta ella misma no nos deja ver mas alla, pero como todo, apreciado Carlos todo pasa y esa prueba tambien pasara.
    Un beso y un abrazo ANIMO, sabes que tambien cuentas conmigo la última de tus amigas.

    • Cuando menos lo esperamos, la vida nos coloca delante un desafío que pone a prueba nuestro coraje y nuestra voluntad de cambio.
      P. Coelho…
      Gracias, a veces los últimos serán los primeros.
      Un beso para ti.
      C.

  2. ¡Precioso mirador! Allí instalaría, sin dudarlo, mi estudio.

    Cuando la vida nos zarandea, nos cegamos. Luego, poco a poco, vamos recuperando la vista. Todo, absolutamente todo, ocurre para nuestro bien.

  3. …y cuando la vista se detenga en su propias limitaciones racionales, mortales, carnales…. entonces es ahi cuando desde el mirador, nuestro refugio oscuro y temeroso, nos penetra la luz de un faro que nos titila su fe en alta mar, para que sepamos que siempre hay un lugar que ya conocemos esperandonos en medio de las tormentas y con el corazon roto para recordarnos que en este mundo dual y ambivalente de otoños e inviernos, de sures y nortes, de aberturas y encierros…. solo existe una salidad hacia la neutralidad que pacifica y es ese faro con su luz, que se divisa desde nuestro mirador, cuando la noche se pone bien negra.

  4. No quiero pensar querido Carlos que la prueba que la vida te ha puesto haya sido demasiado dura.
    No quiero pensar que puedas estar sufriendo…
    Precioso lo que cuentas, precioso el mirador, pero no sufras por favor.
    Un abrazo

    • Amiga, a veces hay que ser duro como el diamante para contrarrestar…, con la proa hacia la ola, pasaremos la tormenta…, por lo pronto quizás mañana viaje a la cordillera de los Andes…
      Allí esta la mejor energía y buena vibra¡
      Un beso grande y gracias por estar siempre¡
      C.

  5. Creo que siempre se tiene un mirador para ver más lejos, para dejar de sufrir , para compartir.
    Hermosas palabras, que acompañan a la foto.
    Suerte, donde vayas…

    Hasta pronto.

  6. A veces no podemos ver muy allá, a lo lejos… a veces sentimos ahogarnos… las penas, los dolores, son parte de nuestra esencia, quizá de la sensibilidad que tenemos para sentir nuestro entorno; y nuestra vida. Cuando llegamos a esos puntos, limites de reflexión, lugares como el mirador, la vista puede ser abrumadora. Quizá luego nos centra para continuar el camino.
    Solo te digo ten consideración y amor contigo… Dios lo tiene, amigo… cuando solo ves tus huellas, es porque El te lleva cargado.
    Un beso.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s